Referencias al flexi schooling desde nuestro sistema

1. Jose Antonio Fernandez en su Prólogo inédito al libro de ALE, menciona entre otras propuestas la de posibilitar a niños, niñas y  jóvenes que se educan en casa el acceso a los  recursos del sistema educativo.

¿Que por qué estos padres no luchan dentro del sistema educativo para cambiarlo desde dentro? Sería bueno preguntárselo a ellos, a los que forman parte de asociaciones como ALE y a quienes toman ese camino por libre. Tal vez estar dentro o fuera de la escuela no sea la única opción posible, pues es dable imaginar distintos grados de escolarización y desescolarización.

Las profesoras/es que se acerquen a esta experiencia con simpatía y con afán de aprender van a encontrar o construir puentes de colaboración con las familias que educan en casa. Por ejemplo, para que los chicos/as no escolarizados puedan usar la biblioteca o los ordenadores dentro de la escuela o/y puedan asistir a algunas actividades colectivas (visitas a museos y análogas).

2. Entre los objetivos de ALE como asociación tal y como constan definidos en sus estatutos, aparece un punto en el que se propugna el intercambio entre la educación en el hogar y las instituciones educativas, cuya interpretación sería el reconocimiento de algún modo de flexi school.

– Defender el derecho de las familias a educar a sus hijos, de forma plena y consciente, en el propio hogar.

– Facilitar información sobre esta opción educativa a todas aquellas personas que se interesen por ella.

– Crear redes de apoyo entre las familias que eduquen a sus hijos en el hogar.

– Reclamar el reconocimiento legal de esta opción educativa de manera que se puedan obtener, sin penalización de edad, las certificaciones académicas oficiales presentándose por libre a las pruebas que existan en la enseñanza presencial (Graduado en Secundaria, Prueba General del Bachillerato, Prueba de Acceso a la Universidad y otras).

– Procurar un intercambio enriquecedor entre la educación en el hogar y las instituciones educativas.

– Mantener contacto con otros grupos afines, dentro y fuera del estado español.

– No vincularse, ni ser portavoz de ningún movimiento político, confesional o pedagógico.

3. En el Informe 2007 sobre la  situació de léducació en família a Catalunya, publicado por Educar en Familia, la Coordinadora Catalana pel Reconoixement i la Regulació de l’Educació en Família, se recoge en su punto 9. en estos términos:

Educació en Familia versus Escola

L’educació en familia NO va CONTRA l’escola, ni l’escolarizació. L’escolarizació universal és un dels grans reptes acoseguits el segle passat per poder donar una mínima formació a tota la societat. En el segle XXI, el coneixement i la informació no són patrimoni exclusiu de l’escola. La societat catalana i europea és molt plural (és la nostra riquesa), això fa que els avantatges teòrics de l’escola, a vegades seguin un problema per uns cents nens i joves i per les seves families. Una de les vies alternatives amb bons resultats és l’EeF.

D’altra banda, hi ha families que EeF interesades en coordinar-se amb l’escola per poder compartir certes activitats, classes, espais i recursos. És a dir, fer un ensenyament “mixt” (casa-escola), tal com és possible en altres països.

Así mismo, a lo largo de la comparecencia de representantes de la Coordinadora Catalana, Educar en Familias ante el Parlament de Catalunya, con ocasión de la preparación de su Ley de Educación, la Sra. Ocaña abogó por el flexi schooling en estos términos:

L’educació en familia no va contra l’escola, ni l’escolarizació. Hi ha families que eduquen en familia interessades a coordinar-se amb l’escola per poder compartir certes activitats, classes, espais i recursos, és l’anomenat flexi-schooling un sistema mixt casa-escola, habitual en altres països

En cuanto a las referencias a esta modalidad dentro de la bibliografía y publicaciones de istinto sentido cabría destacar

4. En el libro de Nuria  Aragón Castro Vivir sin cole, que  bajo el seudónimo de Sibila publicó Mandala ediciones en 2004.

Nuria Aragón Castro en su libro titulado Vivir sin cole se refiere en dos ocasiones a la conveniencia de la implantación del flexi-schooling aunque no lo denomine de ese modo, sino horario libre, o asistencia libre (escolar).

1. En primer lugar en el apartado dedicado a las Nociones básicas del por qué de la enseñanza en casa (Aragón, 2004: 17 y 18)  se refiere a la posibilidad de flexibilizar los horarios escolares para los niños y niñas escolarizados y se expresa así:

Por ello, uno de los grandes aspectos que no comparto de la escolarización es el de los horarios. Los infantes se pasan todo el día fuera de casa, no compartiendo con la familia y dificultando la comunicación en ambos sentidos…. Si las escuelas tuviesen horario libre, muchas cosas cambiarían. Si el padre de un niño libra en su trabajo todos los martes, sería muy positivo que éste faltase a la escuela todos los martes para compartir. ¿Por qué no se le permite?. …

Hay leyes como la de la CAM 6/1995 (2) que expongo en el capítulo de legalidad, que sí menciona de “intentar adecuar la organización interna y funcionamiento de los servicios en función de las necesidades de la población infantil atendida y de su bienestar y de los horarios de las familias.” Pena que esto sólo se mencione en el apartado referente a la primera infancia (hasta los seis años) y se deje de tener en cuenta el resto de la vida...

2. En otro capítulo del libro que la autora denomina La economía de la desescolarización (Aragón, 2004: 64)  incide de nuevo sobre las ventajas de la flexibilización de los horarios escolares, pero esta vez desde el punto de vista de los niños y niñas no escolarizados.

Por otro lado, si se permitiese la asistencia libre por parte de los no escolarizados a las clases o asignaturas en las que se encontrasen interesados, la existencia de los centros y necesidad de los adultos de apoyo no tiene por que disminuir, tan sólo cambiaría el enfoque de dichos y esto se puede vivir con alegría y deseos de descubrir nuevos campos educativos.

5. Por último, el boletín Crecer Sin Escuela,recoge en su nº 7 una carta suscrita por Lluis y Esther en la que se narra una experiencia de  flexi-schooling.

Esta es una historia de desescolarización muy particular, suponemos que como todas. En nuestro caso, no partimos de un cuestionamiento global de la escuela como marco de aprendizaje, aunque seguro que la dificultad en construir una alternativa a ese marco condiciona bastante nuestra percepción…

Anuncios

Acerca de madalen

Profesora de Derecho Civil de la EHU-UPV

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s