La motivación religiosa en la educación en casa

Una de las cuestiones que tengo pendiente y que podré incorporar a mi tesis en su momento, es la comparación de los datos derivados de la consulta realizada por Carlos Cabo, con los obtenidos y publicados a través de las 18 encuestas que recogí durante 2008.

La encuesta realizada por Carlos Cabo, y cuyos resultados ha publicado en su web “Homeschooling en España” a finales de 2009, recoge la motivación religiosa como poco significativa a la hora de tomar la decisión de educar en casa. Así lo declaró el mismo Profesor Cabo en la entrevista que concedió a Radio Vitoria el pasado sábado, al mencionar que los motivos religiosos representan un 2 por ciento de las respuestas dadas por la familias entrevistadas a este apartado.

Los motivos ideológico-religiosos

Los motivos ideológico-religiosos tienen una débil incidencia en la decisión de educar en casa, representando el 1,85% del conjunto de motivos. Excluyo de esta categoría los relacionados con el sentimiento de espiritualidad o trascendencia que manifiestan muchas familias, y que poco o nada tienen que ver con la práctica de una religión concreta.

Los padres que educan a sus hijos en casa por motivos religiosos dicen hacerlo para preservar a sus hijos de un laicismo cada vez más patente en nuestra sociedad, y para transmitirles las creencias y los valores de la religión que profesan. Estos padres califican de inapropiados ciertos contenidos enseñados en los centros escolares, al tiempo que entienden que el homeschooling es la opción educativa más adecuada para llevar a cabo esta misión formativa.

En cuanto a  las encuestas que realicé en la primavera de 2008, los datos publicados se refieren a 17 encuestas recogidas en plazo. En ellas, el motivo religioso aparece recogido en varias ocasiones, de hecho, así sucede  en 10 de las 17 encuestas recogidas que representan más de la mitad del total analizado.

1. Sólo en una de ellas la religión es la motivación exclusiva. En esto coincide con la encuesta de Carlos Cabo al representar ésta una motivación religiosa única y determinante por sí sola para educar en casa, y que nos acercaría a ese porcentaje de menos del 2% que deciden educar en casa por motivos religiosos. Entiendo que ese porcentaje  al que se refiere el profesor Cabo refleja el dato en los casos en los que  la religión es la motivación única y determinante. Ya que en otros supuestos esa motivación concurre con otros motivos. Veamos su incidencia:

2. En otras dos  de ellas, la motivación religiosa alcanza su máxima expresión (5), aunque compartida con otras motivaciones.

3. En otras dos una expresión muy alta (4), compartida también con otros motivos.

4. En otras tres una motivación media (3)

5. En dos de ellas la motivación en muy baja (1) y compartida con toros motivos más significativos para esa familias

6. Y por último hay un número significativo de familias que expresamente niegan cualquier motivación religiosa, en concreto 7 de las 17 familias. Debe tenerse en cuenta que existía el marcador (0), además de la posibilidad simplemente de no marcarlo.

En cuanto a porcentajes, tendríamos una suma de 34 puntos de un total de 294 menciones, con lo que los motivos religiosos se elevarían casi a un 12% del total de menciones recibidas en cuanto a la motivación para educar en casa. Este porcentaje se daría si tomásemos en cuenta la aportación que el elemento religioso representa dentro del conjunto del total de los motivos. Lo que viene a coincidir más o menos con el porcentaje de familias de ideología  conservadora que recoge Carlos Cabo en su encuesta, y que él expresa en estos términos:

Ahora bien, esta pluralidad política se halla desigualmente representada dentro del grupo. En la encuesta, el pensamiento político que más seguidores tiene es el de centro (45,7%), seguido del de izquierdas (41,8%). La ideología conservadora o de derechas tiene una débil presencia (12,5%). Hay que señalar también la existencia de un reducido grupo de personas que dicen no estar ni a la derecha, ni a la izquierda, sino enfrente del espectro político: los anti-sistema (1,60%).

Esta confluencia entre el homeschool y la religión en el Estado Español tiene una realidad más profunda que la que se refleja expresamente. El lunes se publicó en diario Gara un artículo en el que se resaltaba la influencia de esta militancia religiosa en distintos aspectos de la vida, y entre ellos aparecía reflejado el homeschool.

Y esta obediencia ciega nos aporta conductas que reflejan la lejanía vital de los seguidores de la Iglesia con la sociedad actual. En «La Razón» (2008-12-29), un extenso reportaje sobre la manifestación realizada en Madrid, con motivo del Día de la Familia, exponía el caso de la familia Ruiz Pons, que desde Valencia acudía disfrazada de «belén» para dar testimonio de su fe. La familia en cuestión estaba compuesta por los padres y doce hijos, ocho de ellos minusválidos, ante lo que el jefe de la prole declaraba: «Dios hace milagros, pero a su manera y somos muy felices».

Entre quienes acudieron a la consagración de España al Sagrado Corazón, ceremonia oficiada por Rouco, (junio 2009), estaba Arantza Díez, con su marido y diez hijos, «educados en casa» pues son defensores del «Home schooling», corriente cada vez con más adeptos dentro de la propia Iglesia, que desconfía del «laicismo y relativismo» reinante en la enseñanza pública. El laicismo mina los cimientos de una religión acostumbrada a educar a través del miedo y el sometimiento. La Iglesia apoyó con vehemencia el régimen franquista porque ya entonces denominaban a la escuela laica, establecida por la República, como «secta infernal y anticristiana de ateos y apóstatas». Y también por el creciente prestigio social del maestro que amenazaba con oscurecer la figura del párroco, disminuyendo su influencia en la comunidad. La depuración de los maestros constituyó un objetivo primordial para el franquismo y el control de la enseñanza representó un pilar básico en la construcción del nuevo régimen nacionalcatólico.

Los datos no son comparables en ningún caso a los que se obtienen en semejantes estudios en Estados Unidos en los que la motivación religiosa es mayoritaria, pero esta circunstancia es aplicable también al resto de Europa, que es nuestro contexto socio-económico natural. Una de las cuestiones que destaca Pat Farenga en su relato de la presentación del estudio de Carlos Cabo en Bogotá, es precisamente la baja representación que el motivo religioso supone en el total de causas que llevan a optar por educar en casa:

Cabo noted that religious views were the least popular reason why people chose to homeschool in Spain, and the vast majority of Spanish homeschoolers cited multiple reasons for homeschooling. (Cabo destacó que las cuestiones religiosas constituían la razón de menor peso para que las familias decidieran optar por educar en casa, y que la gran mayoría de homeschooler españoles citaban ser numerosas las causas por las que se habían decidido a educar en casa).

Anuncios

Acerca de madalen

Profesora de Derecho Civil de la EHU-UPV

22 pensamientos en “La motivación religiosa en la educación en casa

  1. Vaya vaya, pues resulta que esa Arantza Díez y sus diez hijos, que formamos parte de esa oscurantista secta católica, soy yo, servidora. No sabía que habíamos salido tampoco en La Razón, pero ahora recuerdo que estuvimos hablando con un amigo periodista del homeschooling.

    Bueno, primero, que vaya por delante mi protesta por el tratamiento que nos propinan desde Gara. Me parece que debemos respetarnos por aquí todos y tratar de conocernos sin tanto prejuicio. Eso lo primero. Tal como tantos caricaturizan la religión en nuestro país, pues no te extrañe, Madalen, que si te preguntan si tu motivación es religiosa, digas que si esto y lo otro. Para que te malinterpreten y te tomen por un fanático fundamentalista, prefieres quedar más “civilizado” y aducir razones de todo tipo, que las hay, desde pedagógicas, familiares, o el simple “nosotros elegimos el tipo de educación que queremos dar a nuestros hijos” que es apelar a la libertad de enseñanza, que queda mucho mejor.

    En fin, espero que te ayude un poquillo para tu tesis. A mí también me sorprendió el bajo porcentaje, porque aunque en España no creo que haya muchas familias católicas, sí las hay protestantes evangélicas en un número apreciable -creo por la impresión que tengo, no lo sé estadísticamente, vosotros sabreis mejor los que estudiáis el fenómeno-.

    Un saludo, y para lo que quieras, a tu disposición.

    P.S. De todos modos la fe y las creencias empapan toda la vida de uno, con lo que perfectamente una persona creyente puede aducir como motivo principal razones educativas sin que eso quiera decir que deje en segundo plano su religión. Espero explicarme bien.

  2. Gracias por tu comentario Arantza.
    Al hilo de lo que dices, de que una familia puede ser católica y tener además otras motivaciones, es precisamente lo que yo comento que he encontrado en mis encuestas. Más de la mitad de las familias menciona la religión como motivo para educar en casa sin escuela(10 entre 17), que en mi opinión en un porcentaje nada desdeñable, aunque sólo una de ellas aduzca el motivo religioso de modo exclusivo.
    Las razones internas para elegir una respuesta u otra, es algo en lo que yo no puedo entrar sin datos. Eso sería objeto de otro análisis, que tendría que ver con la psicología social, campo en el que no puedo ni tengo capacidad para entrar. Yo sólo puedo valorar los datos que he recogido de modo fehaciente.
    Un saludo y de nuevo, gracias por pasarte por aquí.

  3. Hola, es cierto que en el Estado Español existe cierto complejo de “reconocerse” religioso debido posiblemente a ciertas asociaciones con nuestro pasado reciente y es posible que ello se refleje en que los entrevistados contesten lo que resulte más “correcto” socialmente. No obstante,considero que este debate no debe enfrentarnos, sino todo lo contrario: deberíamos sacar partido de la pluralidad de motivos para así ofrecer una imagen integradora y tolerante del Homeschooling. no importa tanto mi motivación, sino mi objetivo, que no deja de ser el de otorgar una educación idónea a mis hijos. Busquemos los puntos ricos, el mínimo común denominador que nos une y permitamos a cada cual su hrizonte ideológico, religioso o moral. Como expuse el otro día, sólo veo mal el Homeschooler falso, cuya educación en casa pudiera suponer un adoctrinamiento en contra de lo que Adela Cortina llama “Mínimos de justicia universal”, es decir, derechos de primera, segunda y tercera generación. respecto a la educación religiosa, adelante con ella siempre que no cuestione esos principios.

  4. Madalen, Ale (cuatro en la cama) está acogiendo un carnaval de blogs relativo a cómo educan las familias fuera de cualquier religión y hay varias familias homeschoolers participando, quizás te interese también echarle un ojo ;)

    besitosssssss

  5. Gracias a ti Madalen. Simplemente creo que no es bueno ni de un lado ni de otro etiquetarnos o encasillarnos en estereotipos. Quizás muchos me pondrían la etiqueta “ultraconservadora” por ser madre de familia numerosa que encuentra que el motivo más importante es dar una educación cristiana a sus hijos, y, sinceramente, no me veo yo ahí para nada. En fin, que por eso reclamaba un poco más de conocimiento mutuo, pues el homeschooling es un medio, el fin, la educación de nuestros hijos, al que tendemos, lo hacemos cada uno según nuestras convicciones y creencias, tal como es nuestro derecho por otra parte.

    Santi, no acabo de entender bien lo de los límites a los que te refieres. Yo creo que dentro de lo que todos entendemos por razonable, debe haber libertad. Me imagino que es lo mismo que dices. Lo siento pero no conozco bien a Adela Cortina, y la verdad, no tengo tiempo ahora de adentrarme en ello… -comprensible, si te dedicas a educar en casa, no sobra mucho tiempo para blogs tampoco…- Un saludo pues.

  6. No puedo dejar de decir dos cosas aquí:

    Se ha hablado de un mínimo de justicia, de derechos humanos. Se está citando aquí a Gara, desde no se respeta el primer y básico de todos, el derecho a la vida.

    Segundo, este periódico promueve el odio a una religión concreta, la católica, de muestra un botón:

    “Por todo ello, luchar contra la Iglesia me parece no sólo legítimo sino prioritario para que se desvanezca como institución que representa históricamente lo peor del ser humano.” Cita del artículo traído aquí de Gara.

    Nada más, no quiero entrar en polémicas aquí, pero hay cosas que están por encima de nuestro trabajo a favor del homeschooling, y son esos derechos humanos básicos, entre los que está el derecho a la vida y el derecho a la libertad religiosa -que implica el respeto a las creencias de los demás y a no ser vitupendiado por ellas-.

  7. Hola Arantza, exactamente es eso lo que quiero decir. He citado a adela Cortina porque explica de manera muy didáctica la combinación entre derechos de mínimos y de máximos (entre justicia y felicidad). Los límites de mínimos son exigibles a todo ciudadano: imágínate que un islamista radical opta por el Homeschooling y adoctrina a sus hijos en este sentido… ¿No crees que alguien debería garantizar que este futuro ciudadano no sea un peligro público?

  8. Arantza, el artículo ha sido publicado en varios medios.
    En cuanto a lo que dices de Gara, a eso que haces se llama matar al mensajero.Si ese medio de comunicación no es de tu gusto, esa es otra cuestión, pero para eso está la pluralidad de opinión y prensa en una democracia. En ese artículo se vierte una opinión que nos guste o no menciona al homeschooling. Yo recojo informaciones relevantes para el llamado home schooling, independientemente del grado de agrado que esas opiniones puedan producir en quien lee mi blog. No escribo este blog para una clientela, sino que con un espíritu investigador.
    Por otro lado, si no querías que tu nombre apareciera en la prensa, quizás deberías haber mantenido un perfil más discreto en aquella ocasión. Quien se expone al público se arriesga a recibir comentarios favorables y desfavorables. Así es la opinión pública.
    Un saludo cariñoso

  9. Madalen, lo del diario Gara como todos sabemos es algo que trasciende el tema de la pluralidad de opiniones y de la libertad de expresión, pero vamos a dejarlo. Como investigadora no puedes trabajar para una clientela como dices, pero para ninguna de ningún color. Es decir, que no puedes citar artículos como este, que tienen como objetivo atacar brutalmente a la Iglesia Católica, y no el homeschooling, y esperar que si te leemos católicos no digamos nada. Iría contra mi conciencia el callarme, comprenderás que no puedo, y además he sido citada en él. Es cierto que cuando uno se mete en estas arenas, no hay que protestar si te malinterpretan y utilizan, pero dicho sea de paso, yo no di mi apellido a nadie, dió la casualidad que el periodista con el que estuve informalmente hablando del homeschooling era conocido de unos conocidos con los que coincidimos en un acto religioso, y se debió de informar por ellos, me imagino, y lo puso. Yo me he enterado de que salía en la prensa al leer tu blog.

    Mira, yo no comparto en absoluto las ideas de Meninheira por ejemplo, e incluso pienso que están equivocados en enseñar a los niños excluyendo la dimensión religiosa, me parece empobrecedor y no les va a ayudar en la vida -si no saben que el niño Jesús es creído por tantos no sólo hombre sino Hijo de Dios, no van a entender mucho-. Pero no se me ocurre despreciarles a ellos y a su gente de la manera que este artículo que citas hace con los creyentes católicos -es más, diría que “incita al odio religioso”, lo que es casi delito-. Creo que igual nos queda un poco de camino que recorrer para poder aprender a respetarnos de verdad y dialogar sin agredirnos verbalmente, a todos a un lado y al otro del espectro político. En fin, espero explicarme bien. Gracias por el interés en el fenómeno religioso y por la presentación del tema tan acertada, creo yo, que haces en el post siguiente.

  10. Buenas tardes Arantza antes que nada gracias por el comentario.
    Esto es lo que me dices:

    Como investigadora no puedes trabajar para una clientela como dices, pero para ninguna de ningún color. Es decir, que no puedes citar artículos como este, que tienen como objetivo atacar brutalmente a la Iglesia Católica, y no el homeschooling, y esperar que si te leemos católicos no digamos nada. Iría contra mi conciencia el callarme, comprenderás que no puedo, y además he sido citada en él.

    ¿Me puedes indicar por favor, quien me puede impedir que traiga a este blog un artículo que ha sido publicado en prensa, siempre que cite la fuente?. ¿O acaso tengo que consultarte a tí o a la iglesia católica antes de publicar un post?
    Si tu amigo no ha sabido guardar la discreción que exigía el momento habla con él, supongo que tendrá sus motivos para haberlo hecho. Una vez que ha salido en prensa es de dominio público.
    Meninehira se limita a enlazar con un blog que no es el suyo, y que no expresa por tanto su opinión, sino la de Ale, la autora del blog Cuatro en la cama. Si no estás de acuerdo seguro que puedes comentárselo a Ale en su blog y te responderá con gusto.

  11. Sí, es verdad, no es de Meninheira, he supuesto que compartía la idea del carnaval sobre cómo educar a los hijos sin Dios, nada más, perdona Meninheira por leer rápido. Y también es buena idea entrar y decir esto que digo, que no tiene que molestar a nadie -sólo hay un problema: la limitación del tiempo que puedo dedicar a estas cosas-. Lo de la indiscreción de mi amigo, no es grave, no pasa nada. Con respecto a si tienes que consultarme a mí o a la Iglesia Católica, por supuesto que no, estás en tu derecho totalmente, no decía eso. Digo que el artículo que has citado ofende gravemente a los católicos (¿o no?), y a todas y cada una de las fuertes acusaciones que en él se vierten, con un tono más de odio que otra cosa, no lo negará nadie que lo lea, se podría responder pero no es este el espacio para hacerlo, pues este es un blog sobre educación en casa, no sobre el tema de los abusos sexuales en la Iglesia Católica (y fuera de ella), la corrupción, los malos métodos educativos etc… Madalen, si quieres tener contribuyentes judíos o musulmanes en tu blog, no vas a sacar artículos que los vilipendien -no vitupendien, perdón por el error antes- porque sean útiles para el homeschooling. Los hay también, hay mucho antisemita suelto y antimusulmán por ahí por ahí, pero parece que lo que tiene carta de naturaleza y nadie protesta es por el anticatolicismo, en eso, todo vale. Mira, desde Judas Iscariote hasta nuestros días hay muchos Judas en la Iglesia Católica, y fuera de ella. Nadie ha negado lo que de verdad sean conductas malas, el Papa el primero que ha pedido perdón por los pecados de los hijos de la Iglesia. Podría seguir pero como te he dicho no es lugar aquí para discutir estos temas, por eso mismo hubiera sido más acertado prescindir de un artículo así. Es sólo mi opinión, puedo seguir leyendo tu blog o no, es también mi libertad, y te agradezco la oportunidad que me das en dejarme comentar lo que me desagrada y tu atención. Un saludo cariñoso para tí también.

  12. Yo tampoco tengo mucho tiempo Arantza, así que seré breve. No es mi intención ni agradar ni insultar a nadie. Simplemente relato lo que creo que es relevante, y el artículo, en mi opinión, lo es, porque refleja un visión que existe en la sociedad. Hay gente que piensa así y tiene todo el derecho a hacerlo y a expresarlo. Hay quien cree que el movimiento desescolarizador está siendo absorvido por la derecha religiosa, y que el homeschooling se está convirtiendo en una de sus banderas ante la escuela pública y laica.
    ¿Tiene o no relación con el homeschool?
    Si es o no es del agrado de los católicos, no entra en mis prioridades. Yo observo y relato después lo que he observado, sin censuras propias ni ajenas.
    Un saludo y ya buenas noches.

  13. Madalen, con tu permiso, sigo un poco porque creo que has dicho algo interesante y que igual es bueno que se hable. Mira, no creo que haya que plantear el tema en estos términos, creo que el homeschooling es una opción educativa y como tal no pertenece a nadie, y es lógico que personas de todas las creencias y ninguna se sientan movidos a ello. En otros países ya se ha pasado por la incorporación creciente de católicos -EEUU, UK por ej- y hablaré de UK que conozco bien, allí la colaboración entre católicos, cristianos de otras denominaciones, y homeschoolers de todo tipo de creencias tiene como ejemplo la HEAS Homes Education Advisory Service, que, como decía en un comentario que citas por ahí, tiene como Presidenta a una católica, Jane Lowe -o tenía hasta hace poco- que además es coautora de un libro sobre educar en casa creo que con Alan Thomas -que no creo yo que sea católico romano como dicen por ahí-. Creo que este es el buen camino aquí también. Y bueno, que algunos no creamos en una escuela pública y laica unitaria para todo el mundo, sino en una pluralidad de colegios de diverso ideario, es una idea que no es exclusiva de católicos ni de gentes de derechas o izquierdas -los católicos no siempre somos de derechas tampoco-.

    Te agradezco de verdad el espacio para la discusión, un saludo.

  14. Arantza, gracias a Dios que no tienes mucho tiempo ;)

    Arantza dijo:
    <>

    me parece del todo inapropiado que me juzgues cuando no me conoces, creo que eso atenta contra varios de los Mandamientos de la ley de Dios y por lo tanto algún pecadillo debes estar cometiendo. ¿Cómo puedes decir que “no compartes” mis ideas si no sabes cuáles son? Porque ni conoces mis ideas ya que no hablo de intimidades en público ni te has tomado la molestia siquiera de ver de qué trata el Carnaval de Ale, pues si leyeras sus palabras verías que a pesar de no ser religios SÍ les hablan a sus hijos de Jesús.

    Algunos católicos tienen la mala costumbre de ir contra sus propias leyes (y no voy a citar más ejemplos de los que tú has citado más arriba) porque luego todo lo arreglan confesándose y pidiendo perdón, pero el mal ya está hecho, no se pueden lanzar ese tipo de acusaciones sin fundamento, porque aquí quedan las palabras y no se las llevará el viento.

    En fin, no es mi costumbre meterme en embolados pero como le decía hace tiempo a una mamá, católica por cierto, yo ya no pongo más mejillas.

    Te abrazo cálidamente Arantza pero recuerda: “No juzgues y no serás juzgado, no condenes y no serás condenado.” (Lc 6,36-38) 3″

  15. Ay, ay, ay, qué he dicho yo… Meninheira, entré en el blog y leí el artículo en el que explicaba cómo celebrar una Navidad sin religión, es decir, hablar de Jesús como un hombre que fue muy bueno etc. Sólo he dicho que si no se explica a los niños que ese hombre es desde hace dos mil años para millones de creyentes el Hijo de Dios, no se puede entender, los niños no entenderán en el futuro, muchas cosas. De ahí a acusarnos de romper la ley de Dios, hija…

    Meninheira, por favor, lo único en lo que me he equivocado, es en citarte a tí como la autora quizás de la idea, y no a la autora del blog. Eso sí, es porque no te conozco y porque entramos en los blogs rapidito y leemos un poco rápido también. Por eso pido perdón y la próxima vez tendré más cuidado.

    P.S. Vamos a dejar a los católicos en paz de una vez. La confesión no funciona así. Confesarse así sí sería añadir un pecado a otro. Pero no creo que este espacio sea para atacar y yo defender a la religión que profeso, porque para eso, simplemente me retiro definitivamente y ya está, que no estoy por la labor.

  16. Vaya, seguimos con nuestro debate :)

    Arantza, para mi si incumples los Mandamientos estás incumpliendo la ley de Dios, quizás ahora los católicos sigais otros mandamientos o no les hagáis caso (cosa que explicaría muchas cosas) pero para mi es ir contra Dios.

    Por cierto, yo no he atacado a la religión católica, deberías pararte y leer bien las cosas antes de levantar falso testimonio y de juzgar a las personas y si no tienes tiempo, mejor no digas nada, porque miedo me da lo próximo que puedas decir :D

    Y bueno, como lo metes en nuestra conversación y a mi me fascina el debate con personas civilizadas, he de añadir que si yo realizo actos despreciables he de asumir con humildad, verguenza y propósito de enmienda (pero del de verdad) que haya personas que me desprecien.
    Nuestros actos son los que nos definen, cambiemos nuestros actos y cambiará la manera en la que somos definidos.

    Por mi parte vuelvo a abrazarte y te mando un besito y espero que tu próximo mensaje sea también un abrazo sincero pero si quieres debatir podemos hacerlo en otro sitio.

    Un besito :)

  17. Meninheira, me encantaría hablar contigo de este tema, pero me temo que cansaríamos a Madalen por ser off-topic. Mira, discúlpame, aunque no logro entender en qué te he molestado tanto. Pero mejor lo dejamos aquí y paz y bien.
    Un saludo, Arantza.

  18. Pues sí, Madalen cualquier día nos echa a los perros :D y lo que me ha molestado es sencillo Arantza, creo que a todos nos molesta que se digan cosas inciertas sobre nuestra persona -en este caso familia- y si esas cosas se hacen en público y en un medio de comunicación como es internet dónde las palabras permanecen “por siempre jamás” pues ya te puedes imaginar.

    Un besito :)

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s