Veinte años no es nada.

MI COLE ES MI CASA Lunes 03.05.1004 V EL DIARIO VASCO.

Hogares con clase.  (Pincha aquí para obtener el artículo completo)

Cómo pasa el tiempo, y qué bien dice aquel tango aquello de  que “veinte años no es nada”, y así lo parece al leer el último reportaje del Diario Vasco sobre la educación en casa. Este artículo publicado  el pasado lunes 3 de mayo, reproduce el esquema con el que se realizó el primer reportaje de este estilo sobre la educación en casa y con ello me refiero al que para el diario El Pais realizó César Díaz nada menos que  en 1991.

En aquel reportaje aparecían tres partes diferenciadas:

1. La primera se titulaba  Objetores del “cole” y relataba las vivencias de  dos familias que educaban en casa. En aquel caso una niña, Karen, junto con sus padres Juan y Helen, residentes en Pontevedra y una pareja bilbaina Ana y Francisco que vivían por entonces en un pueblecito del norte de Burgos, con sus dos hijos que eran educados en casa.

2.La segunda parte titulada  A Harvard directamente, recogía el dato de tres de los cuatro hijos de una familia californiana que fueron admitidos en Harvard, sin haber pasado antes por la escuela. En este apartado se relataba a continuación el interés de las universidades estadounidenses por este tipo de alumnos y alumnas.

3. Por último  el apartado denominado ¿Derecho o deber? analizaba la situación legal de la opción según la legislación española en aquel momento. Por último se consulta la opinión de algún experto, a la sazón, la del sociólogo Fernandez Enguita, en aquel artículo a favor de la educación en casa, que en el artículo del pasado lunes podría también haber dado su opinión pero en sentido contrario.

Pues bien, este mismo esquema es el que se reproduce casi 20 años después virtualmente con el mismo contenido. De hecho, los artículos son prácticamente equivalentes.

En este reportaje para el Diario Vasco,

1. La parte inicial a cargo de  Borja Olaizola, recoge la experiencia de dos familias, la de Azucena caballero y la de Ketty Sanchez, con fotografías y el relato de las ventajas de la opción. Raramente (o nunca) aparece una artículo en el que alguna familia relata su experiencia negativa con la educación en casa, pero este es otro tema.

2. La segunda parte, firmada por Yolanda Veiga  titulada A Cambridge con sólo 14 años, pasa a relatar el caso del niño más joven que ha ingresado en Cambridge:  Arran Fernandez un homeschooler de 14 años.

3. La tercera parte  a cargo también de Yolanda Veiga, trata sobre la legalidad de la opción, analiza aspectos relacionados la Administración, la LOE y la ley catalana. Para finalizar, cómo no, se introduce la opinión del experto, parece que si no hay un experto la gente no se cree lo que está leyendo. En este caso, recaba mi opinión sobre los motivos y la opinión de Maria Antonia Alvarez, psicóloga con experiencia en el campo educativo que, según parece, en el otro extremo a donde yo me encuentro,  opina que  “en algún momento tendrán que relacionarse”.

Jugando a las diferencias, yo diría que Fernandez Enguita, ahora estaría en el lugar de Maria Antonia Alvarez, y en cuanto a la legalidad vigente está el elemento novedoso de la normativa catalana sobre educación no presencial en su Ley de Educación propia, por lo demás  un mismo esquema periodístico para ambos artículos.

Anuncios

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s