Palabra de ley

Una cadena privada de televisión emite cada día, de lunes a viernes, un espacio para el debate jurídico que toma la forma de juicio de arbitraje. El programa se denominada “De buena ley” y en él, dos personas se enfrentan tras la reclamación que una de ellas pretende de su oponente. Son sucesos que ocurren en la vida diaria y no necesariamente de gran cuantía. Ante la reclamación y la exposición de los motivos de ambas partes, el público reacciona ante las cámaras, normalmente de modo visceral (es terrible que en este país no se pueda debatir sin gritar, y realmente resulta irritante para el oyente), mientras quien ejerce de  árbitro delibera antes de dar su veredicto. Es la fórmula televisiva del  “Courtshow”

El programa es la continuación de aquel que estuvo en antena en los años noventa del pasado siglo, con Ana Rosa Quintana como presentadora y el juez Diego Rosas Higaldo como magistrado, hasta su fallecimiento en 1995. El programa denominado Veredicto estuvo en pantalla en 1994 y 1995.

En esta nueva fase el programa cambia ligeramente el formato, ya que no hay una presentadora sino dos presentadores y un sólo “magistrado” sino varios  que se turnan en su cometido, Gustavo Larraz, Isabel Winkels, Javier de Lozar, Emilia Zaballos y por último Aitor Canales Santande, que hasta donde mi información llega no son jueces sino abogados, ya que actúan como árbitros y no como jueces. En este caso la especialista encargada de dictar el veredicto ha sido Isabel Winkels, abogada en ejercicio y especialista en Derecho civil y de familia. Es además colaboradora habitual en el programa de la COPE  “Los decanos”.

El tema que se debatió ayer fue el de la educación en casa. La técnica moderna actual nos permite acercarnos a los contenidos de programas en la red, y así es como yo he llegado a él. Mi primer conocimiento sobre el programa dedicado a la educación en casa fue un mensaje de Ketty Sanchez al foro de ALE. A partir de ahí,  es patente que  en la red se va propagando el programa, y lo que es más interesante, con muy buenos comentarios de quienes lo destacan en sus entradas. Por ello, y para que quede constancia del reflejo en la red, aquí realizaré una recopilación de las opiniones vertidas sobre el mismo a medida que las vaya encontrando. Por ahora he recogido estas dos:

1. Charlotte Mason en español: Programa en la TV española

2. La educación en casa a juicio en Telecinco

3. Foro Crianza Natural

4. Boletín virtual de Clonlara: De buena ley (Televisión)

5. Educando en la casa: Educación en casa al debate

En cuanto a mi propia opinión sobre el programa, así sin profundizar sobre él, yo recalcaría la satisfacción de la madre que ante el veredicto favorable era palpable en su rostro. Su circunstancia es muy concreta, ya que tras 16 años viviendo en Estados Unidos, comprueba que la escolarización de sus hijos en el Estado Español no les ha aportado ningún beneficio académico y resuelve volver a educarlos en casa como lo habían realizado desde que nacieron en los USA. Además, y eso es lo que, en mi opinión, es crucial para la obtención del veredicto favorable, su progreso académico está siendo asesorado, tutorizado y medido por una escuela a distancia con sede en Estados Unidos.

La base el veredicto es en parte superficial ya que sólo recurre al artículo 27 de la Constitución sin comprobar la normativa de ninguna Ley orgánica estatal ni la normativa autonómica de protección al menor en las que se establecen obligaciones a los titulares de la patria potestad para gestionar la plaza escolar correspondiente.

Para mi resulta evidente que es un programa de televisión y que su calado jurídico es escaso. Ningún juez dictaría sentencia teniendo sólo en cuenta el artículo 27 de la Constitución. Sin embargo, a efectos del impacto que estos programas tienen sobre la calle, que creo que es enorme, el veredicto es toda una victoria para el movimiento desescolarizador, y creo que así debe ser sentido. Estos pequeños hechos son los que realmente marcan y dejan su sello en la  opinión pública, que espero no esté representada con el público del estudio, cuya actitud me pareció realmente lamentable.

Edito para añadir:

6. Compilación de apariciones en los medios de la educación en casa: Cacerolas y abrazos

Anuncios

Acerca de madalen

Profesora de Derecho Civil de la EHU-UPV

10 pensamientos en “Palabra de ley

  1. Como bien dices Madalen, es un programa de televisión, tipo escándalo, sin argumentos pero con griterío, exagerado, sin bases judiciales sólidas como dices…por eso me alegra que la juez diera la razón a la madre, porque muchas personas que no se informan se quedan con la idea de estos programitas, y para que encima la gente se acordara, ¿pero no lo prohibió la juez en aquel programa de televisión?

  2. Otra cosita. Voy a disentir y decir que deseo que llegue el día en que para defender el homeschooling no haya que demostrar su éxito, o no haya que ofrecer la alternativa de que estén registrados en un colegio de estados unidos a la distancia. ¿Por qué? Es una opción más, no todos los que optan por ella van a tener hijos que saquen mejores resultados que la media, no tienen porqué escolarizar a distancia. El no estar en un centro no es óbice para descartar la opción, el no obtener resultados brillantes tampoco. Digo yo que los niños escolarizados muchos no obtienen ni terminan el bachiller, suspenden, no acceden todos a universidades. Es como si la medicina alternativa se defendiese o permitiese en función de presentar resultados de curación mejores que la tradicional, o siempre que estuviese bajo el ala de un hospital o doctores “tradicionales” que la supervisan.
    No sé si es un buen ejemplo.
    Besos,

  3. Pingback: Blogs PLC1: Palabra de ley « La opción de educar en casa. | viu natural!

  4. ¡Qué griterío más espantoso!. Los chilenos hablamos más bajito. Llevo tres minutos escuchando el “debate” y dudo que logre llegar al final jajaja. Recuerdo que mi hermana -que no es una frágil florcilla – cuando recién llegó a España se asustaba cuando los catalanes le hablaban pues pensaba que la estaban agrediendo. Le tomó un mes darse cuenta que era el tono normal de conversación en Barcelona.
    Hablando seriamente, me ha llamado la atención la falta de argumentación y contra argumentación del debate [los primeros 4 minutos], ambas opciones son falseables y ambas se apoyan en buenos argumentos, los que he echado en falta.
    No he podido seguir escuchando pues mi hijo -chileno también- me ha pedido que apague a las señoras gritonas. jajaja

    • Yo llevo trece años fuera y me pasó un poco lo mismo, por un lado dije, cómo gritan, por otro me recordó a cómo somos muchos españoles. También imagina que es un programa de este tipo, no es un debate serio.
      En Malta pasa lo mismo, hablan gesticulando mucho y con un tono muy fuerte. Tengo amistades que cuando nos oyen hablar a mi familia o a la de mi esposo se piensan que estamos enfadados, discutiendo, y no es así.
      En mi opinión fue un programita sin mayor importancia, pero que me dió para reflexionar de las opiniones comunes y corrientes que existen y preconcepciones en ambos bandos. Y me dio también que pensar que al menos el público común escuchó que esto no está prohibido y no es ilegal. Eso ya es avance.

      • Silvia, tienes toda la razón. Cómo una estrategia de validación de la opción de educar en casa el programa es bueno, no busca llegar a los que ya educamos, sino a la mayoría de las personas que tal vez ni conocen la existencia de esta tendencia.

  5. Pingback: Educación en casa al debate « Educando en la Casa

  6. Hola, Madalen. Me llamo José miguel ruiz y trabajo como abogado, en una pequeña ciudad de valencia. En enero me imputaron un delito de abandono de familia por desescolarizar a mi hijo y ayer fui a recoger el auto de archivo. El fiscal pidió, como medida cautelar la retirada de la custodia pero yo resistí sobre la base de que no hay delito (otra cosa sería el procedimiento civil, que entiendo que lo perdería -por cierto, muy acertada tu opinión sobre el programa de telecinco-). La cosa es que la apisonadora de la justicia quiso atemorizarme y al finalmente fueron ellos los atemorizados, pues dictaron el auto de archivo tras anunciarles por escrito que iba a por ellos, por cuanto el proceso desestabilizó a mi esposa, que sufre transtorno bipolar. Si esta información te resulta de interes, ponte en contacto conmigo…

    • Me interesa mucho tu testimonio, por varrias razones. una, que es un tema legal, y obviamente es el centro de mi investigacin. Dos, voy a empezar a recoger testimonios de familias que educan en casa que se han visto con la ley. Me podras reflejar en un escrito ms amplio las circunstancias que habeis vivido? Muchas gracias. Madalen

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s