Motivos para educar en casa

 “¿Qué familias educan en casa?” Es la pregunta que plantean Clonlara [1], de un lado, y Xavier Alà[2] de otro, para intentar descifrar lo que lleva a algunas  familias a tomar una decisión tan trascendente. La pregunta da lugar a una variedad de motivos en atención a dos circunstancias: de una parte, se da una razón socio-ambiental cual sería, -por parte de los padres- el “ser sensible a las alteraciones psicológicas o físicas de los hijos después de la escolarización presencial” y una segunda razón que responde a “la manera de vivir de la familia por lo que se refiere a aspectos dietéticos, sanitarios, éticos, morales etc., porque es minoritaria en el ámbito social”, siendo ambos, en esencia, motivos ideológicos.

Una tercera razón, es la que se identifica como la competencia de los padres para ejercer la labor pedagógica, unida a otro motivo que supone una equiparación en cuanto a la calidad y resultado académico de ambos modelos educativos: “el no querer delegar en otros, aquellos aspectos de la vida que normalmente se entiende que son propios de “especialistas”, como el cuidado y la educación de los propios hijos; la consideración de que en casa los hijos pueden alcanzar una buena educación o, por lo menos, una educación tan buena como la que podrían recibir en caso de que asistieran a un centro educativo, etc.”. Ambos se incluirían entre los motivos pedagógicos

A estos se  incorporan motivos que como el religioso se expresa afirmando que “hay familias que profesan algún credo religioso que no es mayoritario”,  o la conveniencia de la continuación en las etapas educativas posteriores de un sistema ya iniciado antes de la etapa de escolarización obligatoria de un “modo natural”, y un último motivo consistente en la crítica al sistema educativo que no aparece entre las motivaciones de Xavier Alà y en el texto de Clonlara School, se expresa como “ser coherentes con ello”, refiriéndose a esta valoración negativa que algunos padres realizan del sistema educativo.

También desde el ámbito académico se han  publicado artículos en los que se analizan las razones para educar en casa de las familias en España. En uno de ellos[3], se  clasifican los motivos de la elección del sistema de homeschooling en cuatro tipologías que responden, por este orden, a una identidad cultural propia[4], una forma no coercitiva de aprendizaje, ciertos argumentos bíblicos y la denominada school phobia.

 

En el estudio doctoral de CABO[5], uno de los aspectos importantes de la investigación descansa sobre los motivos para desescolarizar, apartado que el autor aborda con especial detalle. Según su estudio, uno de los temas más recurrentes en la investigación sobre la educación en casa es el de los motivos de la no escolarización. El interés que los investigadores declaran  por este tema radica en la idea generalizada de que a través de su conocimiento se puede acceder al descubrimiento de las claves de la no escolarización o, lo que es lo mismo, de su razón de ser. De esta organización resultan cinco categorías de motivos diferentes, como son los motivos pedagógicos (58%), motivos personales (18,6%), socio-relacionales (12,75%), ideológico-políticos  (8,3%) y finalmente ideológico-religiosos. (1,9%).


[1] Este es el título que abre un apartado dentro de la información de Clonlara School que se fundó en 1967 como escuela presencial innovadora. La ideología y método de la escuela se contienen en el libro sobre su fundadora Pat MONTGOMERY, Ayudando a las familias a ser libres, Asociación Clonlara School, España, 2008.

[2] Xavier ALÀ, Homeschool: una alternativa viable para una educación libre”, Aula de innovación educativa, núm. 120, 2003.

[3] Irene María BRIONES, “¿La escuela en casa o la formación de la conciencia en casa?”, Revista General de Derecho Canónico y Derecho Eclesiástico, núm. 3, 2003.

[4]BRIONES, siguiendo a FEINBERG, recoge de este autor a reflexión sobre “cómo se puede promover una común ciudadanía educando en valores democráticos a través de la educación pública, y al mismo tiempo respetar las identidades diversas. Por estos motivos, algunos grupos educan a sus hijos en familia, con el ánimo de conservar su propia identidad de la que se sienten orgullosos” (“¿La escuela en casa o la…”,  op. cit. p.2. )

[5] El estudio publicado en 2012, denominado Homeschooling en España: descripción y análisis del fenómeno, muestra el resultado de las encuestas que realizó durante 2009 a más de 100 familias en el Estado español, que tenían hijos en edad escolar y que estaban siendo educados sin escuela.

Anuncios

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s