Educa.net y el homeschool

Educar en casa se está convirtiendo en una práctica cada vez más habitual debido a numerosas causas como por ejemplo económicas o de salud, aunque también se está convirtiendo en una nueva filosofía provocado por el descontento con el sistema educativo.”

Cada vez es más usual escuchar el término “homeschooling” en la televisión o en lugares cercanos a nuestros hogares, ya que cada vez son más los padres que no están de acuerdo con la forma de educar que se lleva a cabo en los centros educativos. Pero, ¿qué tiene de especial el homeschooling?

Tras tantos cambios en el sistema educativo actual en tan poco tiempo, no es de extrañar que se ponga en entredicho la enseñanza y la calidad de los contenidos que se están tratando en los distintos niveles.  Y por lo tanto, tampoco es de extrañar que cada vez sean más los padres que deciden educar a sus hijos en casa, educándolos bajo sus propias premisas tanto en el ámbito académico como en los aspectos relacionados con la transmisión de valores.

Pero el descontento con el sistema educativo no es la única razón por la que muchos padres eligen el homeschooling como alternativa a la tradicional educación recibida. En algunas ocasiones, nos encontramos con niños que debido a una enfermedad no pueden asistir al colegio todos los días, por lo que se creó una iniciativa llamada “Atención educativa a los niños de hospitalización domiciliaria” para que estos niños recibieran una educación comparada a la del resto de sus compañeros pero adecuada a sus necesidades particulares.

La principal característica de este tipo de educación es la de que los padres son los principales encargados de la educación de sus hijos, sin delegar ningún tipo de función sobre el centro educativo, es decir, ellos se encargan de la educación integral de sus hijos e incluso de su evaluación.

Muchas son las preguntas que nos vienen a la cabeza cuando pensamos en este tipo de educación, como por ejemplo: ¿y los niños de verdad aprenden igual que el resto de los niños? ¿Y son felices sin jugar con otros niños? Todas estas cuestiones se pueden responder de la misma manera: depende.

El papel de los padres como principales educadores es esencial para responder a ese tipo de preguntas. El que los hijos estudien en una casa no significa que vivan en una burbuja de la que no pueden salir y que sólo se relacionan con sus padres, pero tampoco quiere decir esto que el colegio no sea un foco de socialización eficaz.

En lo que se refiere a la calidad de la educación, está claro que las aulas se están convirtiendo cada vez más en una mera evaluadora. Parece que durante estos últimos años, lo único que importa es la transmisión de los conocimientos, sin importar demasiado si los alumnos de verdad están comprendiendo los contenidos o si algún alumno se ha quedado un poco más atrasado y ya ni que decir, sobre el por qué de esa situación.

¿Es este método impersonal  más eficaz que uno en el que sean los padres los que impartan los contenidos? Lo esencial en la educación es tener en cuenta las necesidades de cada uno de los niños que están escolarizados, y debido al gran aumento en la ratio de las aulas españolas que se ha producido en estos últimos años y el poco refuerzo de profesorado, quizá no sea tan mala alternativa como siempre nos la pintan.

tareas_escolares-necesitodetodosEn España, la realización del homeschooling no es ilegal, pero tampoco está reconocido. En Estados Unidos sí está reconocida esta modalidad de educación y son ya más de un millón de niños los que reciben educación en sus hogares. Cada año, esos niños estadounidenses deben realizar un examen para evaluar sus conocimientos para comprobar que van  más o menos igualados con los contenidos establecidos en el marco de la administración. Por lo que este tipo de enseñanza tienen un alto grado de reconocimiento al igual que la educación formal, lo cual facilita muchos que esos niños puedan tener una cualificación en el momento en el que terminen con sus estudios obligatorios.

Sé que muchas personas ponen el grito en el cielo cuando escuchan que un niño se está educando en su casa y no en la escuela y que a veces no quieren ni oír hablar de esa opción como si fuera una alternativa real, pero bajo mi punto de vista, deberíamos replantearnos los beneficios que nos aporta la educación reglada y hasta qué punto estos beneficios son adaptados a las necesidades que nuestros hijos presentan.

Mi mensaje más sincero a los responsables de la educación en general y a los que toman las decisiones en el gobierno en particular: dejemos por un momento de pensar con el bolsillo y comencemos a pensar un poco con la cabeza. No me importa si  con cuarenta alumnos en una misma clase es más económica la situación porque nos ahorramos dos profesores o si quitar esas becas es un gran beneficio.

Aquí sólo importan ellos, nuestro futuro. Está claro que si no invertimos en el alumnado de cada una de las etapas educativas no estamos invirtiendo en nada. Y eso lo podemos llegar a pagar muy caro.

Tanto si es en un colegio público, como privado como en casa, se ha de tener en cuenta las necesidades que ellos mismos nos marcan ya que serán los que determinen su futuro y por qué no, también el nuestro. Una enseñanza libre por un mismo fin: el saber.

Anuncios

Acerca de madalen

Profesora de Derecho Civil de la EHU-UPV

Deja un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s